Juez de la oficina de Atención Permanente dictó fallo contra los detenidos en el caso de César Emilio Peralta

0

Santo Domingo.

El juez de la Oficina de Atención Permanente del Distrito Nacional, José Alejandro Vargas, tras conocer la medida de coerción contra Dotel, Obispo Feliz, Roberto Cáceres, y José Bernabé Quiterio (El Niño), quienes fueron imputados de lavado de activos procedente de tráfico de droga se dispuso:

Mandar a la prisión a José Bernabé Quiterio (El Niño), quien estará recluido en La Penitenciaría de La Victoria. Quiterio es señalado como el principal propietario de varios centros de entretenimientos nocturnos y de expedido de bebidas alcohólicas, que alegadamente fueron creados a partir de ganancias ilícitas obtenidas por la organización criminal liderada por el imputado César el Abusador.A Obispo Feliz y Roberto Cáceres (Mameloco), el magistrado Vargas le impuso una garantía económica de 500 mil pesos e impedimento de salida. Durante la audiencia Mameluco se defendió al decir: No vendo ni una Coca Cola sin comprobante fiscal y todos sus negocios cuentan con declaración y registros.

El ex pelotero de Grandes Ligas Octavio Dotel quedará en libertad, pero primero deberá pagar una garantía económica de un millón de pesos y no podrá salir del país, además de presentarse periódicamente ante las autoridades.

Al hacer su dictamen y declarar el caso complejo, el juez consideró que el Ministerio Público no presentó pruebas suficientes para demostrar la presunta vinculación del expelotero Octavio Dotel con César el Abusador. Sin embargo, le impuso medidas de coerción porque supuestamente en los allanamientos encontraron armas de fuego que éste portaba de manera ilegal.

“Las armas ilegales a mí no me gustan. El único punto que me convence a mí para poner una medida de coerción es esa arma ilegal. Si a usted no le encuentran arma ilegal, usted puede estar seguro que por eso no le pongo medida de coerción. Yo lo hubiera puesto en libertad pura y simple a usted. Pero lógicamente que hay una infracción”, justificó el magistrado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here